Mi primer año de #Minion en la madriguera ¿Algo sincero? Simplemente... #Gracias!!

Publicada en Publicada en Personal

Hola secuaces:

Esta no va a ser una entrada donde explique ninguna herramienta, ni donde cuente una historia. Estas líneas, están dedicadas a todos y cada uno de vosotros. Porque hoy, día 2 de septiembre, tras mi primera publicación, cumplo un año en la madriguera.

He perdido la noción del tiempo. Parece que fue ayer cuando ingresé en la hermandad de los conejos y, sin embargo, tengo la sensación de que ha pasado muchísimo tiempo. Y es que, en la madriguera, no es que seamos una comunidad: Es que, nos hemos convertido en una familia.

Toda historia tiene un comienzo, (y un final).

Antes de comenzar, quiero pediros disculpas, pues no haré una interminable lista de menciones. Habéis sido muchas las personas que he podido conocer a lo largo de este año y espero que seáis otras las que pueda conocer a lo largo del tiempo. Y de todos vosotros, soy admirador, sí. Porque todos me habéis enseñado algo. Todos aportáis algo de valor a este humilde servidor 🙂

Hace mucho tiempo que me apasiona el campo de la Informática Forense. Leía, leía y leía. Pero sólo hacía eso: Leer. Por lo que tenía la sensación de no estar aprendiendo nada.

En agosto de 2015, decidí salir de 'mi cueva', (quizás debiera haberlo hecho antes), y me creé la cuenta de Twitter, por la que algunos me conoceréis.

Comprobaréis que existe un vacío entre esa fecha de agosto de 2015 y junio de 2016. No es que no publicara ningún Tweet. No es que no realizará ninguna actividad.

Lo que ocurrió fue que la señora serpiente, (Python para los amigos), me jugó una mala pasada mientras 'cacharreaba' con un script para realizar autopublicaciones en Twitter, (errores que se cometen) 😉

Durante ese tiempo, en el que parece que no hice nada, comencé a preocuparme más por aprender y por practicar todo lo que podía. Realicé el curso de CPAIF, (Certificado Profesional de Análisis Informático Forense), impartido por Complumática y ofertado por TSS, (The Security Sentinel).

Carezco de una formación 'adecuada', reglada. Soy autodidacta y no ejerzo en este maravilloso mundo. Pero, las bases son las bases. Se puede tener una buena técnica, sí. Pero si se carecen de las bases adecuadas, de unas buenas prácticas, se cometen errores que pueden ser críticos.

Para bien o para mal, carecía de las bases adecuadas para 'jugar' con el Análisis Informático Forense.

Comencé a entablar conversaciones, a intercambiar ideas, con otros usuarios. Hoy día, amigos: Muy buenos amigos. Empecé a asimilar el conocimiento que proporcionáis todos vosotros, con vuestras publicaciones, con vuestras aportaciones, con vuestro contenido. A leerlo de forma más concienzuda e intentar ponerlo en práctica.

Durante ese tiempo también tuve la gran fortuna de ver nacer a mi niña, (quien se adelantó casi un mes). Y es que, tenía prisa por venir a este mundo. Tenía pocos días para recordar el resto de mi vida, pero este es, sin duda, uno de ellos, y de los mejores, (a pesar de los sustos que nos llevamos).

Me gusta predicar con la educación y el respeto. A veces, cuesta. A veces, me cuesta morderme la lengua. Hay muchas cosas que no entenderé jamás. Por ejemplo, algunos tipos de comportamientos y comentarios, algunas guerras abiertas dentro de la Comunidad...

La Comunidad... qué bonita palabra: Comunidad. Una comunidad que, para no ser demasiado grande, parece que tenga varias guerras internas. Que si 'old school', que si 'new school', que si 'yo hacía', que si 'tú haces', que si 'Ingeniero', que si 'no Ingeniero', que si 'antes', que si 'ahora', ... Lucha de EGOS

Yo no pertenezco a esa Comunidad. No. Y veo esas batallas entre unos y otros, y me viene a la cabeza una única pregunta

"¿En qué piensan?"

Desde fuera, veo a una Comunidad que se tiran piedras en lugar de colaborar entre sí para alcanzar sus objetivos.

¿Cómo era eso...? ¿Algo así como "Hack, learn & share"? ¿Dónde ha quedado lo de "We seek after knowledge"? ¿Cómo terminaba ese manifiesto hacker al que muchos hacen referencia para llevarlo a su campo? Ah, sí:

"After all, we're all alike."

Sólo plantearé una pregunta al respecto, a modo de reflexión: ¿Cuántos de vosotros habéis usado el conocimiento, compartido por otro miembro de la Comunidad, para vuestros beneficios o necesidades?

Está claro que la evolución implica cambios que gustarán más a unos que a otros, (yo mismo, a lo largo de este año, he visto mi propia evolución). Quizás hable de ello más adelante. Ahora no es el momento, que me estoy yendo por las ramas.

Soy de los que piensan que todo se basa en esas dos palabras: Educación y Respeto.

Muy bien. Salí de 'mi cueva' y comencé a tomarme más en serio esta pasión que me mueve del Análisis Informático Forense. ¿Y ahora, qué? Porque, sí. He escrito un libro, he plantado algunos árboles y he tenido dos hijos, (aún de corta edad). Pero no me sentía realizado. Necesitaba hacer más. Salir de la rutina en la estaba inmerso. En cierta medida, evadirme de una realidad que no me gustaba, aunque tuviera que hacer algún sacrificio que otro.

Así que me rondó por la cabeza la idea de comenzar a escribir un Blog, con lo poco que sabía, con lo poco que fuera aprendiendo. Sí, poco. El tiempo no es, precisamente, una de mis virtudes, a día de hoy.

Y, cuando estaba redactando la primera entrada de mi Blog personal, (la presentación), me llegó un interesante mensaje. Una propuesta de estos conejos, en la que me invitaban a escribir con ellos. No me lo pensé, no. Pero tenía miedo de no estar a la altura. Aún lo sigo teniendo...

Porque estos miembros de la madriguera, son unos auténticos genios. Son puro talento. Pura pasión. Son entusiastas. Son capaces de transformar una idea en una realidad, desarrollando sus propias herramientas. Son unos verdaderos expertos en Seguridad, que se preocupan en investigar y aprender sobre lo que quieren trabajar para, luego, compartir ese conocimiento con la Comunidad, con todo el mundo, de forma altruista.

He escrito artículos buenos, (creo), y artículos no tan buenos. Me imagino que, como pasará siempre, habrá de todo y para todos los gustos y colores.

Procuro no hablar de ciertos temas, que suelen terminar siempre en polémica. Entre ellos, como no podía ser de otra forma, se encuentra la política, (aunque hay cosas que no puedo tragarme). 🙁

A pesar de recibir muy buenos comentarios en algunos de mis artículos, también ha habido alguno con el que se me ha intentado jugar una mala pasada. Como este en el que expliqué cómo usar la herramienta OSINT de Felix Brezo y Yaiza Rubio, OSRFramework, en el que alguien quiso hacerme pasar un mal trago.

Lo siento por él, porque 'le salió el tiro por la culata'. Y es que, hasta de las malas experiencias se aprende y se hacen amistades. Gracias a ese intento de hacérmelo pasar mal, tuve el enorme placer de entablar conversación con Félix y, posteriormente, conocer a ambos. Todo un lujo.

Estaba empezando a estar más contento. Estaba haciendo algo nuevo, (para mí). Estaba escribiendo en un Blog. Pero, aún con todo eso, no tenía suficiente. Me faltaba algo. Me faltaba la versión 1.0 de las personas con las que entablaba conversión en Twitter. Y es que, una Red Social Virtual, no es más que eso: algo virtual, intangible.

Así que, con pesadumbre por dejar un fin de semana a mi mujer en casa con mis hijos, (no soy muy dado a dejar lo que más quiero), cogí el macuto, arranqué el coche y decidí terminar de salir de 'mi cueva' para dirigirme a mi primer Congreso de Seguridad Informática: Mi Primera Con, (#HoneyCON16), organizada por Honey_SEC.

No os podéis imaginar la experiencia que me supuso poder asistir al Congreso. No podéis haceros una idea de la ilusión que me hizo poder conocer a grandes profesionales, y mejores personas. El placer de tomar café con algunos de ellos, (Sé que alguno se vengará por esta foto, ¿No es así, Manu y Fran? 😉 ).

El placer de hacer amigos.

Pero nadie me habló del efecto 'PostCON'. Aún con ello, ahora sí, estaba empezando a sentirme cómodo con lo que hacía. Estaba disfrutando. Me estaba empezando a sentir realizado. Se me veía en la cara, la Felicidad.

Y llegó la sorpresa, porque este Blog, en el que humildemente colaboro, resultó ganador del Premio Bitácoras del año 2016, en la categoría de mejor Blog de Seguridad Informática.

Me vine arriba. Quería probar fortuna. Quería sentir lo que siente un ponente en una conferencia. Así que me puse a realizar un pequeño trabajo sobre una herramienta antiforense. Preparé una presentación y la envié al CFP, (Call For Papers), para Rookies, del Congreso de Seguridad Informática CONPilar de este año 2017, del que resulté ganador. ¿Ganador, yo? No me lo creía. No daba crédito. Tendría la maravillosa oportunidad de exponer un humilde trabajo, ante grandes personas a las que admiro. La oportunidad de 'enseñar' algo, a esas personas que me enseñan a mí, (aunque sólo fuera la necesidad de ser curioso 😀 )

Menuda responsabilidad, porque no caí en eso. En la responsabilidad que supone hablar en público.

Pude ver una mínima parte de los entresijos que hay para organizar un evento de esas características, una CON.

Me caracterizo por hablar muy rápido y por ser muy nervioso. Procuré establecerme un guión para la presentación, pero los nervios... hicieron de las suyas.

A pesar de ello...

La ponencia que di, donde diseccionaba a la herramienta antiforense USBOblivion, que tenía por título "Ser curioso no es una opción", creo que fue bastante bien, teniendo en cuenta que era la primera vez que hablaba en público. Teniendo en cuenta que hacía muy poco que había salido de 'mi cueva'. Me llevé muy buenas sensaciones. Y me llevé, nuevamente, buenos amigos.

Y es que, quizás, una de mis mejores cualidades es la de ser curioso. La de saber buscar, la de preocuparme por estudiar sobre el tema del que quiero hablar. Todos debemos ser curiosos, y más aún, en este campo de la Seguridad Informática.

Por supuesto, también tenía que haber alguna risa, algún momento para relajar el ambiente durante la ponencia. Y qué mejor forma de hacerlo que con uno de mis referentes en el campo de la Informática Forense: mi Maese José Aurelio. No era por vosotros, era por mí 🙂

Nuevamente, con el efecto 'PostCON'.

Hay comentarios que son muy difíciles de olvidar. Comentarios que, de hecho, no quiero olvidar. Como este, de mi gran amigo y compañero Pedro, incansable maestro y comunicador del Plan Director y autor del Blog http://goigon.blogspot.com.es/que me dijo una vez:

"Creo en ti y en el potencial que tienes. Ahora solo falta que te lo creas tú."

Ciertamente, que una de las personas que admiras te diga eso... Pero es complicado que me lo pueda creer. No sé qué potencial tengo, puesto que no lo he podido explotar al 100 %, aún.

Recuerdo como si fuera ayer las palabras de Jorge Bermúdez en la ronda de preguntas tras finalizar mi ponencia.

"Marcos, ¿Dónde decías que estabas?"

Yo, blanco, y en blanco.

"¿No te interesa una plaza en Donosti? Por tenerte cerca. En serio, muy buena."

O este otro, también de Jorge Bermúdez, una ilustre persona, de la que soy también admirador por su capacidad de comunicación, porque habla sentenciando y sin pelos en la lengua, por su interés en saber cómo funcionan las cosas, ...

"Has triunfado merecidamente, y los aplausos no eran de cortesía, si no de ley."

Que un Fiscal Especialista del Servicio de Criminalidad Informática de la Fiscalía General del Estado, Fiscal Delegado en Guipúzcoa, ponente en diversos Congresos de Seguridad Informática, entre los que se encuentra RootedCON, profesor del Curso de Experto en Derecho Tecnológico e Informática Forense, (DTIF), ... le diga estas palabras a un humilde servidor, a un rookie...

Cuanto menos, es merecedor de una reverencia. Cosa que, si mal no recuerdo, sí que hice 😉

Sigo sin tener palabras de agradecimiento para ese comentario. ¿Realmente fue tan bueno el trabajo que hice? Personalmente, creo que no fue nada del otro mundo. Simple curiosidad. Emplear esa masa gris que tenemos, en documentarnos, y emplear tiempo en darle forma a una idea. Sea como fuere, a tus pies, Jorge.

Me volví a venir arriba. Estaba ilusionado con lo que estaba haciendo. Así que aproveché la cercanía de fechas para mandar la misma presentación al Congreso de Seguridad Informática EastMadH4ck, donde aceptaron mi propuesta para impartir, de nuevo, la ponencia de "Ser curioso no es una opción."

Como tiene que ser, no todo van a ser cosas bonitas, dulces, llenas de colorines y alegrías esperadas. También me he llevado chascos, (y los que me quedan), porque, dado que no me dedico al mundo de la Ciberseguridad, hay cosas que, por mucho que quiera, no podré hacer. Como asistir al Summer Boot Camp, de INCIBE. Sinceramente, me hubiera encantado ser uno de esos privilegiados alumnos, escuchar alguna de esas privilegiadas clases magistrales que, me consta, se impartieron. Pero... eso es lo que hay.

Me tendré que conformar con las video conferencias privilegiadas que he tenido 😉

Y, como no todo van a ser cosas bonitas, los que me conocéis, sabréis de mis andaduras por los Canales de Telegram con contenido yihadista. Creo que es deber de todos ayudar en este sentido. Considero que todos debemos colaborar a acabar con estos sádicos y no permanecer en el más absoluto silencio o indiferencia. En mayor o en menor medida, habéis sido testigos de ello. Y en mayor o menor medida, sabréis de qué son capaces.

Porque la amenaza, lo siento mucho, pero está ahí y es real.

Y, en este punto, he de decir, (aunque lo sabréis de sobra), que trabajan para y sobre el miedo y la publicidad. Y los medios, a quien tanto parece que les gusta el morbo, les facilitan muchísimo la labor. (INSENSIBILIDAD), porque eso no es informar. De hecho, se enorgullecen de aparecer en los titulares. Si hubieran visto su brutalidad, en su estado más puro... quizás... NO. Ni con esas cambiarían su forma de proceder.

Todos debemos colaborar.

En mi caso, estuve reportando, estudiando e intentando buscar algún tipo de información útil, desde mi parte de la pantalla. (Esa es la razón por la que no participo en las comunidades que existen en ese medio). Es algo muy duro. Hay que tener estómago para ello. De hecho, actualmente, lo he tenido que dejar de lado, de forma temporal, por circunstancias familiares.

Y, si la memoria no me falla, creo que el último reporte que pasé fue de casi mil quinientas cuentas de Telegram, únicas.

Y llegó el día de mi ponencia en #EastMadH4ck. Por circunstancias familiares, sólo pude asistir al día de mi charla. Lo tenía todo preparado, todo el guión memorizado. Me la sabía y ya había disfrutado de su exposición en una ocasión. Pero, nuevamente, los nervios, hicieron de las suyas. Aún así creo que no se me dio mal, para ser la segunda vez que hablaba en público.

Y, con comentarios como este de Mª José Montes, Auditora Senior de Seguridad, cofundadora de Hacking Solidario, miembro de la revista Hackers & Developers, ... otra de las personas a la que admiro por su labor.

"Eres muy grande, Marcos, y claro que eres un hacker."

Aunque he de discrepar, porque no. No soy hacker. No aspiro a serlo. Conozco muy bien mis limitaciones y soy muy consciente de ellas. Sólo soy curioso. Uno más, uno de muchos. 

Y, nuevamente, otro comentario de Jorge Bermúdez, ...

Atentos a este muchacho. Su modestia sólo es comparable a su talento. Necesitamos muchos como él."

Jorge tiene razón en una cosa: Soy modesto. Así me han enseñado. Así hay que ser: humilde. Lo del talento... ya, si eso, lo dejamos para cuando sea capaz de realizar viajes al pasado 😀

Y sí, necesitamos a muchos más. Pero no como yo, si no como todos vosotros.

Desde luego que estaba contento. Contento, no. Lo siguiente. Me sentía feliz. Se me infla el EGO, (cosa que no me gusta demasiado), porque considero que uno no se puede valorar a sí mismo.

Y, aún con todo eso, tenía más hambre. Tenía más sed de conocimiento. Tenía más curiosidad. Así que decidí subirme al barco de DTIF, (Derecho Técnológico e Informática Forense), impartido por la UNEX, (Universidad de Extremadura). Un curso que mezcla la parte del Derecho con la parte del Forense, creo que único en España. Un curso donde pude aprender con los mejores profesionales, algunos de los cuales he tenido el placer de conocer en persona. Curso con el que también establecí alguna amistad que otra, con otras personas que también lo estaban realizando.

Una oportunidad de asimilar nuevos conceptos, nuevos términos, nuevas materias, (aunque no le pude dedicar todo el tiempo que hubiera deseado).

Pero se terminó el curso... aunque siempre me quedará el estupendo temario. Un material de referencia, a tener en cuenta, sin lugar a dudas, (y que me ha dado algunas ideas para escribir en este Blog).

Y, nuevamente, seguíamos con las guerras internas dentro de la Comunidad. Estaba empezando a cansarme ya de ello, (pronto empiezo), así que iba a escribir un artículo de reflexión/opinión en el Blog, pero al final desistí. Creo que no me toca entrar en esa 'disputa'. No me compete, aunque me duela.

A raíz de un artículo, donde dejé caer alguna que otra opinión y reflexión, tras leer una serie de comentarios, opiniones y críticas, (algunas sin sentido alguno), recibí un comentario de una persona muy especial. Ni más, ni menos, que un comentario de Ángel, un gran compañero, un magnífico profesional y una maravillosa persona, ponente en diversas Conferencias de Seguridad Informática, Profesor de DTIF, quien se define así mismo como "Aprendiz de todo, maestro de nada", (Lo de maestro de nada... 😉 ). Autor del libro X1Red+Segura Informando y Educando V1.0 y Coautor de Atención mamás y papás", además de autor del Blog http://elblogdeangelucho.com/elblogdeangelucho/, un espacio dedicado para educar al internauta básico, prestando especial interés a los menores.

Haces fácil lo que a priori parece difícil, y estoy seguro del motivo... precisamente porque no vendes nada, tan sólo regalas conocimiento +1."

El objetivo de mis publicaciones es intentar llegar a todo el mundo, intentar que las personas que leen este material puedan entender la Informática Forense sin entrar en un mundo de 'tecnicismos puros'. Y sí. ¿Por qué no regalar un mínimo de conocimiento a quien esté interesado?

De verdad lo digo, y sé que estará cansado de oírlo pero que, uno de los más grandes comunicadores del mundo de la Ciberseguridad me diga estas palabras... significan mucho.

Y, siguiendo con mi afán de conocimiento, no podía dejar de asistir al Curso de Verano de "Inteligencia y seguridad. La seguridad en el ciberespacio", #CiberGC17, organizado por la Fundación Universidad de la Rioja, por la Guardia Civil y por el Instituto Universitario de Investigación sobre Seguridad Interior, (IUISI), (en mi tierra natal), donde pude aprender y seguir conociendo a personas que admiro, a personas que tienen mucho que decir y aportar, personas con mucho talento, a personas que quería conocer en su versión 1.0 y a personas con las que comparto profesión e intereses, con las que gustosamente tomé algún café, (y espero seguir haciéndolo). Un curso en el que se generó #InteligenciaColectiva. Un término que emplea mucho, Enrique Ávila, a quien tuve el placer de conocer y quien me grabó algunas frases a fuego. Un concepto, una forma muy buena de generar conocimiento.

Un día, un mensaje inesperado llegó a mi cuenta. Alguien se acordó de mí, de mi ponencia en CONPilar, y me invitaron a participar, con la misma charla, en el Curso de Verano "Ciberdelincuencia y la seguridad de la información en la empresa del siglo XXI", en la UPVeranoEHUdan. ¿Yo, de ponente en un curso? ¿Yo, de 'profesor'? Ni en mis mejores sueños habría sido capaz de imaginar tal hazaña. Acepté encantado la propuesta, sin lugar a dudas. Pero no presenté esa charla pues, justo en esos días, estaba terminando de preparar otra, sobre un 'caso' real, que llevaba por título, "Inconsciente VS Pícaro: Si algo puede salir mal, saldrá mal.", y que venía que ni pintada para el objetivo que me propusieron, con un toque jurista: Hacer ver que, dentro de esas cajas que usamos, (Ordenadores), dentro de esos aparatos que tenemos en los bolsillos, (Teléfonos móviles), ocurren cosas que todos debemos conocer. Porque, ¿Cómo se puede juzgar algo que se desconoce? (Spoiler) 😉

No sé si logré mi objetivo. Creo que sí, por las felicitaciones que recibí, tanto por parte de la dirección del curso, como por parte de ponentes y asistentes. Estoy profundamente agradecido por ello. Disfruté muchísimo impartiendo esa ponencia. A vuestros pies.

 

Aprovecho para decir que, había alguien que se quedó con ganas de preguntarme cosas. Si estas leyendo este artículo, (espero que sí), te recuerdo que tienes mi dirección de correo electrónico. Escríbeme y pregúntame lo que quieras, sin ningún problema.

Me gusta ayudar. Me encanta ayudar, en la medida de mis posibilidades.

Y son los pequeños detalles los que marcan la diferencia. Porque, un día, alguien se encontró con este cuadernillo y se acordó de mí. Alguien que no me conocía en persona, se acordó de mí al ver algo de los Minions, (no sé porqué será). Esto es un detalle. Pero el hecho de que alguien, seguramente con mil cosas en la cabeza, se acordara de mí, cuando no me conocía... Creo que eso ha de significar algo, y creo que eso dice mucho de esa persona. ¿No crees, @itzala74? 😀

Esto, son sólo algunas de los mejores momentos, de las mejores cosas, que me han pasado este año. Disculpad que no mencione a todos los que en algún momento os acordasteis de este servidor, (sea para bien o sea para mal).

Soy un melancólico. Todos tenemos un pasado. Todos. Antes he mencionado que escribí un libro. Pues bien, ese libro era un libro de poesía, (sonetos), y me acordé no hace mucho de esa otra actividad que dejé de lado. ¿Por qué me acordé de todas las demás actividades que dejé de lado? Porque todos tenemos hobbies, aficiones, actividades que nos ayudan a distraernos, actividades que nos ayudan a sentirnos realizados. Pero, seguramente, muchos hayamos dejado de lado esas otras actividades por 'X' circunstancias.

Ahora me conocéis un poco más 😉

Y, ¿Por qué digo esto? Porque tengo miedo. Tengo miedo de 'cansarme'.

En este 'primer año de vida', de este Minion Curioso, me han pasado cosas maravillosas, increíbles, a cual mejor. Jamás hubiera esperado poder hacer todo lo que estoy haciendo. Lograr lo que he logrado que, creo que no es poco. Poder transmitir conocimiento, sensaciones, poder aprender y enseñar, conocer gente estupenda, participar de forma activa, saliendo de 'mi cueva', ...

¿Podría haber hecho más? Seguramente, sí. Pero también valoro el precio que me supondría. El valor de mi tiempo, el valor de mi familia. ¿Dedicar más a algo a lo que no me dedico?¿Dedicar más a una 'actividad'? Sí. Podría haber hecho mucho más, (soy consecuente).

Alguien a quien también admiro me dijo una vez, (más o menos):

"Tienes que creerte más lo que haces, porque haces cosas muy grandes"

Quizás esté en lo cierto. Pero creo que, al no dedicarme a este mundo, al no ejercer en ningún ámbito de la Ciberseguridad, al no poseer unas bases adecuadas, (recordad que soy autodidacta), no puedo creerme nada. Sí, he hecho muchos cursos MOOC y otros específicos relacionados con la Informática Forense. Pero no me puedo valorar a mí mismo porque, todo eso, me supone un handicap enorme. Lo único que puedo valorar es que tengo interés, entusiasmo y pasión por esta gran materia.

Sí. Tengo miedo. Miedo de mi 'handicap'. Miedo de 'estrellarme'. Miedo de no poder seguir 'creciendo'. Miedo de 'no estar a la altura'.

Pero creo que este miedo que tengo es bueno porque me hace consciente. Me hace ser realista, tener los pies en el suelo y dejarme de 'pajaritos' en la cabeza.

Soy realista: Mi familia, mi trabajo y mis aficiones o pasiones. Y procuro no mezclarlos entre sí. De hecho, creo que muy pocas personas de 'mi empresa' saben a lo que me dedico en mi tiempo libre. Porque todo lo que hago, lo hago en mi tiempo libre. (Incluso sacrifico el tiempo del café en hacer cosas productivas).

El único requisito de todo esto ha sido, el sacrificio. Porque he tenido que hacer sacrificios, sí. Sacrificar mi tiempo. Tiempo que hubiera dedicado a otros quehaceres, como disfrutar un poco más de mi gente. Pero ese sacrificio es necesario, porque es la única forma que tengo de... (Bueno. Hasta ahí puedo leer).

Y es que, nada de esto que me ha pasado a lo largo de este año, hubiera sido posible sin el apoyo incondicional de mi mujer. Y nada de esto que me ha pasado a lo largo de este año, hubiera sido posible sin vuestro apoyo. Y nada de esto hubiera sido posible sin estos alocados conejos. Tenedlo todos presente.

Creo que tengo experiencia en esta vida para dar algún consejo que otro, (no por edad, si no por experiencia):

Si aún no lo has hecho, sal de 'tu cueva'. Déjate ver. No te quedes quieto. Muévete. Las oportunidades, dicen que vienen. NO. Las oportunidades hay que buscarlas, porque el día menos pensado, puede aparecer en tu puerta y, si no te has movido en su día, puede que ya sea tarde para coger ese tren. Aprovecha cada momento para aprender, enseñar, conocer gente, ... Habla, escucha, aprende, comparte. Y, ante todo, sé humilde. Porque nadie lo sabe todo. Porque tú, no lo sabes todo. Porque, el conocimiento, está ahí fuera. Sólo hay que buscarlo. Ahí radica la base de todo.

Sin más dilación... sólo me queda deciros:

SIMPLEMENTE... GRACIAS

Tengo la sensación de que me llevo muy buenos amigos, tanto en el mundo físico, como en el mundo virtual por el que me muevo, (Twitter). Y de que he formado dos 'familias' más. La de esta hermandad de los conejos, y otra que radica con vosotros, en Twitter.

 

PD: Seguramente, mientras estés leyendo este artículo, yo estaré tomando un café, dándome un baño, disfrutando de lo que más quiero en este mundo: mi familia. Aislados en una casita rural en algún punto de la península, aprovechando cada instante y viviendo cada momento. Espero que tú hayas disfrutado, igualmente, de este pequeño artículo, a modo de reflexión 🙂

 

Esto es todo, por ahora. Nos leemos en la siguiente entrada. Se despide este minion, entregado y leal, de vosotros… por ahora.

Marcos @_N4rr34n6_

2 comentarios en “Mi primer año de #Minion en la madriguera ¿Algo sincero? Simplemente... #Gracias!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *